Mensaje de error

Warning: ini_set(): A session is active. You cannot change the session module's ini settings at this time in drupal_environment_initialize() (line 697 of /home/gestionc/public_html/includes/bootstrap.inc).

La confianza: se gana o se pierde

Los valores corporativos son el pilar y la imagen de toda organización, por eso esencial que sean fomentados desde el área de gestión humana. Este es el primero de una serie de artículos que tratarán los principales valores, en este caso: la confianza, y algunos tips para preservarlos.

Johannes Brahms decía “La confianza perdida es difícil de recuperar, porque la confianza no crece como las uñas”. Esa frase aplica en cualquier ámbito porque es más fácil perder la confianza, que ganarla. De hecho, cuando la perdemos, nos sometemos a predisposiciones desfavorables a futuro. Sin embargo, es en el ambiente laboral donde la pérdida de confianza puede cerrar nuevas oportunidades debido a que es clave a la hora de trabajar en equipo y es la base de las relaciones.

A continuación te decimos qué puedes hacer para ser alguien de confianza en la compañía:

1. Di la verdad.  A pesar de las consecuencias, ser  atrapado en una mentira por tus compañeros de trabajo o jefes, automáticamente causa que empiecen a desconfiar de ti.   

2. Cumple con tu palabra. Esto es clave, por ejemplo, en términos de plazos o entregas es mejor que des una fecha mayor a la que puedas tardar en hacer “x” tarea y  entregar antes de tiempo, en vez de pasar de la fecha acordada porque no solo defraudas la confianza que te brindaron, sino que además vas ganando una mala reputación.

3. No omitas información,  cuando cometas un error, dilo.

4. Sé competente. Si haces las cosas bien cuando se te solicita algo,  no verán la necesidad de supervisar tus labores todo el tiempo.

5. Cuando no te guste algo, coméntalo, ya que los feedbacks o retroalimentaciones ayudan a mejorar la comunicación.

6. No vivas hablando mal de los demás. Como dice el dicho “cuando Pedro habla de Juan, se conoce más de Pedro que de Juan”.

7. Transmite seguridad al hablar, si hablas dudando, no creerán lo que dices.

8. Cuando te pregunten algo y no sepas del tema, no inventes, es preferible que digas “no sé”.

9. Da apreciaciones objetivas sin tomar partido por alguna parte en la oficina.

 

Para finalizar recuerda que es poco probable que se confíe en personas que  alardeen de más, busquen su propio beneficio sin tomar en cuenta las implicaciones, y que no miren a los ojos cuando se les pregunte algo, independientemente de si son tímidos o no.

 

 

Luisa Fernanda Castro Gómez

Gerente